Anagrama de DDM Menú
Buscar
perm_identityJose Vicente Salinas
  

Arroyo y Calero traen la paz 

Arroyo y Calero traen la paz 
El central abrió el marcador en Carrión y el punta, con un disparo desde el centro del campo, da los tres puntos a los de Raúl Lara tras dos derrotas sucesivas de los auriverdes.
J. V. SALINAS 

Era una obligación ganar o la crisis se agravaría de no puntuar esta tarde en Carrión, pero Carlos Arroyo puso la tranquilidad con un soberbio golazo para sumar tres puntos vitales a los tomelloseros. Primero hizo el 0-1 Raúl Calero en el minuto 50. Diez más tarde empató el Carrión y tuvo la oportunidad de remontar, solo que Diego Cano evitó el segundo de los locales. Ya en el 76, la genialidad de Arroyo, con un disparo desde la medular que sorprendió al meta, subió el definitivo 1-2 que traía la paz a un equipo que ha tenido dos semanas depresivas por dos derrotas. Las aguas se calman. 

Cambió algunas piezas Raúl Lara en su esquema. Volvía Chule a la punta de ataque junto con Arroyo y Soria ocupaba su lateral tras ser baja de última hora el pasado domingo. El primero en avisar fue Hilario. El argamasillero se sacaba un trallazo lejano que se iba lamiendo el larguero a los diez minutos de juego. Poco más que contar en los primeros cuarenta y cinco minutos tras un juego igualado en buena parte. Un remate de Chule en el 35 era despejado por la defensa local para evitar el 0-1 antes del descanso. 

Soberbio tanto de Arroyo para dar la victoria 

Joaquín entraba por Chule al descanso y en el 50, Calero abrió el marcador tras una falta botada por Loren que acabó en el fondo de las mallas para poner el 0-1. Se adelantaban los de Raúl Lara y los de Carrión no se achantaron tras el gol. Dos minutos después, Joaquín pudo ampliar distancias en el electrónico y en el 61 llegaría el empate de los de casa. Juan Venancio conseguía batir a Diego Cano dentro del área y todo volvía a empezar para ambos equipos.

En el 72 tuvo que intervenir el meta auriverde ante un potente disparo desde la frontal para evitar la remontada local y en el 76 llegó la brutalidad de Carlos Arroyo. El punta disparó desde el centro del campo que vio adelantado a Gonzalo Sobrino y le sorprendió con un lanzamiento preciso que se acabó colando en su portería. La locura se adueñó del equipo tomellosero y todos sus compañeros lo felicitaban por la genialidad vista en el Nuestra Señora de la Encarnación

En los minutos finales hubo poca historia y el Atlético Tomelloso aguantó el resultado para amarrar tres puntos y una victoria balsámica que devuelve la paz a los hombres de Raúl Lara. 

Comentar

Comparte este artículo

Artículos Relacionadosarrow_right_alt

1 comentario en “Arroyo y Calero traen la paz 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  Acepto la política de privacidad


Responsable: José Vicente Salinas Monedero. Finalidad: Que puedas ralizar un comentario en el artículo. Legitimación: Consentimiento del interesado. Almacenamiento: En nuestro proveedor de servicio ubicado dentro del territorio de la UE. Derechos: En cualquier momento puedes solicitar que modifiquemos o eliminemos tus datos.